CHARRERÍA: tradición de valor y elegancia

octubre 2, 2017
Por: Revista Sporting
Charrería


Nació desde la época de la Nueva España, en el momento en que las autoridades coloniales permitieron a los nacidos en esta tierra montar a caballo, que antes había sido un privilegio reservado a los nativos de la península española. El charro mexicano nace en el campo, con los mestizos y criollos, quienes hacían gala de su pericia y destreza en el manejo de animales, consumando útiles y valiosas maniobras con arrojo y valentía.

La historia del charro forma parte ineludible de la historia sociopolítica de México y tuvo una participación importante en los conflictos armados del país, y muy en particular durante el Porfiriato y la Revolución. Se cuenta que Maximiliano de Habsburgo incidió de forma decisiva en la indumentaria del charro como lo conocemos actualmente, pues cambió algunos elementos primitivos como la gamuza por los textiles, la cotona por los sacos y la bota de campaña por el botín de una pieza.

Sporting Puebla tuvo oportunidad de entrevistar a Eduardo Méndez Moreno, un entusiasta charro que busca destacar a nivel estatal y nacional, quien tuvo a bien compartir con nosotros algunas impresiones de esta disciplina que para él representa su pasión más grande. Don Eduardo  es sub campeón estatal Tlaxcala 2017, ha conseguido el primer lugar en la categoría AAA en el 1er Torneo Navideño Puebla 2015, así como en el 2016 en la categoría AA; 2o lugar en el Torneo Ramiro Caso 2017, el 3er lugar en el torneo Revolución Zapata 2016, 4o lugar en el Circuito Granja la María 2017 y semifinalista en el Torneo Circuito Centro Sur 2017.

Sporting. ¿Qué lo motivó a acercarse a la Charrería?

Eduardo Méndez Moreno. La charrería fue para mí un sueño desde niño, mi abuelo el Dr. Ramón Moreno tenía un par de caballos en el rancho y aunque él no era charro, me inculcó el cariño por los caballos. Sin embargo, teníamos claro que era una afición muy cara y se consideraba difícil incursionar en este fabuloso deporte.  Pasaron muchos años hasta que por trabajo llegué a vivir a Chipilo, y fue entonces cuando se me presentó la oportunidad de comprar mi primer caballo, de nombre Silvano. Era un animal sencillo pero de gran corazón, con el que me incorporé al primer equipo charro, “Ganaderos de Chipilo”, comandado por Juan Galeazzi, quien fue la primer persona, junto con Mino Galeazzi, en brindarme su apoyo dentro de este ámbito. Después aprendí mucho de la familia Caso, del equipo Surianos de Matamoros, a quienes admiro y respeto.

S. ¿Qué significa el nombre de tu equipo?

EMM. El nombre de mi equipo es Rancho MG, por la familia que formo con mi esposa Alicia Guzmán Arnaud.

S. Háblanos un poco de tus caballos.

EMM. Tengo siete en total. El más joven de ellos se llama Dorado, 1/4 de milla que tiene apenas un año; le sigue Piccolina, otra 1/4 de milla que tiene 2 años; Fontana, que es una Apallosa de 4 años; Poncho Jr., un apendix de 7 años; es Divina, una 1/4 de milla de 12 años de edad; Huarache, mi caballo calador 1/4 de milla de 5 años; y el de mayor edad es Poncho Grande, Apendix de 15 años.

S. ¿En qué eventos tienes considerado

participar próximamente?

EMM. El Torneo de fiestas patrias de Yautepec Morelos, el Cuadrangular Poblano, el Torneo Tlaxcala 2017 y el Navideño Puebla 2017.

S. ¿Qué elementos de la Charrería han ido evolucionando más en los últimos años?

EMM. Considero que constantemente están evolucionando muchos de los elementos de la charrería, desde la búsqueda de las mejores razas y cruzas en los caballos, así como las técnicas para arrendarlos, además de las mejoras en los arreos, espuelas, frenos, caronas, etc. Lo mismo sucede con los reglamentos para las competencias, y el mismo proceso de preparación al que se someten los jueces. El cuidado de los animales ha adquirido una mayor relevancia ahora, ya que se sanciona con puntos malos cada vez que alguno se lastima.

S. ¿Qué proezas y figuras de la Charrería considera las más peligrosas y por qué?

EMM. Todas las suertes tienen su grado de peligro, desde la cala de caballo hasta el paso de la muerte, que desde el nombre lleva el peligro, ya que cambiar de un caballo manso a una yegua bruta a toda velocidad es algo realmente peligroso, pues no solamente implica el riesgo de la caída sino las pisadas de la misma yegua o de los caballos del arreo. En los jineteos de toro y yegua los golpes llegan a ser muy fuertes y peligrosos. Durante la ejecución de los piales, por ejemplo, varios charros han perdido dedos. Esto deja claro el peligro que conlleva.

S. ¿Cuáles son los estados del país que más destacan en la práctica de la Charrería?

EMM. Desde Hidalgo, donde se encuentran los llanos de Apan, que es donde se origina la Charrería; Chiapas, que es donde se llevó a cabo el Congreso 2016;  Jalisco; el Estado de México; Nuevo León nos ha dado dos campeonatos; Nayarit; Michoacán; Zacatecas; y Puebla, donde está la Hacienda Tamariz, cuyo equipo nos ha dado dos campeonatos.

S. ¿Qué atributos mentales y espirituales ha cultivado la Charrería en usted?

EMM. Mentalmente siempre debes estar concentrado y alerta, ya que al manejar animales puede haber situaciones impredecibles. La Virgen de Guadalupe es considerada la Reina de los charros y cada vez que vamos a charrear nos encomendamos a Dios, supremo caporal, para que nos acompañe en nuestras suertes charras. De los valores más fuertes en la charrería son el amor por la Patria, la unión familiar, la amistad y la ayuda a nuestros semejantes.

S. ¿Considera la charrería más como un deporte o como un elemento de identidad nacional?

EMM. La charrería puede considerarse un deporte ya que requiere de habilidades y destrezas físicas y mentales, pero definitivamente es una manifestación de identidad nacional ya que surge de nuestros ancestros y ha sido heredada por generaciones. Hoy en día en cualquier parte del mundo el charro es reconocido como símbolo de mexicanidad. Somos considerados, además, la 2a reserva del ejército.

S. ¿Qué tanto interés manifiestan las jóvenes generaciones en la Charrería?

EMM. Actualmente se celebra año con año el Nacionalito, con la participación de niños de diferentes edades, cada uno en su categoría y compitiendo a un altísimo nivel. Escaramucitas, charros dientes de leche haciendo que nos emocionemos, y que a la postre lleguen a ser grandes charros en su vida adulta.

S. Una vez que está usted en el lienzo, ¿qué objetivo orienta su desempeño?

EMM. ¡El primer objetivo es ganar! Eso sí, disfrutando y cuidando que el desarrollo de la charreada transcurra sin accidentes para charros, caballos y otros animales, todo esto dentro de un marco de amistad, respeto y gallardía.

S. ¿Qué cuidados físicos son indispensables para el practicante de la Charrería?

EMM. Definitivamente, el charro debe mantener una condición atlética, además de que por reglamento debe estar vestido correctamente ya que de no contar con algún elemento será sancionado o impedido para competir. Por ejemplo, el sombrero hace las veces de casco, protegiendo la cabeza; asimismo, las chaparreras, chalecos y guantes son indispensables para salvaguardar la integridad del charro. Cuando un charro se cae, se dice que ya compró el terreno donde le pasó, creo que a estas alturas seguramente muchos charros seríamos dueños de muchas partes de algunos lienzos. También se dice que no se cae el que no se sube.

S. ¿Qué accidentes le ha tocado enfrentar en un lienzo?

EMM. Me ha tocado ver y padecer desde esguinces, torceduras, golpes, contusiones, lesiones musculares, hasta ver a un gran amigo volar por arriba del ruedo con todo y yegua. Gracias a Dios no me ha tocado presenciar heridas graves, como cuando se vuelan los dedos en los piales.

S. ¿Cuál es su satisfacción más grande en su trayectoria como charro?

EMM. Mi mayor logro es ser charro, aún cuando inicié casi y a los 40 y mantener  pesar muchas dificultades un equipo de grandes charros y mejores amigos, como lo es Rancho MG.

S. ¿Quiénes son los integrantes del equipo MG?

EMM. Lalo Méndez, Paco Silva, Juan Galeazzi, Gil Díaz, Roy Meza, Giovanni Pantaleón, Ramiro Sánchez, Rodolfo Sánchez, Esteban Guevara, el herrador Joaquín Calderón, y el arrendador Israel Reyes.




Los más vistos

Liverpool ligó su partido 45 sin caer ante Tottenham 

27 octubre 2019

Liverpool recibió a un ‘dañado’ Tottenham que parece que viene de menos a más, pues luego de golear en la Champions League llegaron inspirados […]

Charrería

CHARRERÍA: tradición de valor y elegancia

2 octubre 2017

Nació desde la época de la Nueva España, en el momento en que las autoridades coloniales permitieron a los nacidos […]

PATRICK LOLIGER

12 octubre 2019

Un bólido del agua Considerado el mejor remero solista mexicano, y el cuarto mejor del mundo, ha dejado en alto […]

LAS MEJORES UNIVERSIDADES DE PUEBLA 2017.

19 diciembre 2017

EN PRO DEL DEPORTE.   BENEMÉRITA UNIVERSIDAD AUTÓNOMA DEL ESTADO DE PUEBLA Posee el programa de estudios superiores y el […]




Copyright Revista Sporting 2018