Revista Sporting

Desinformación al alcance de un clic

¿Recuerdas la dieta de la luna? Consiste en un ayuno de 26 horas: deben coincidir luna llena y luna nueva, y como ésta, existe una infinidad de dietas de moda. Antes se podían pasar de mano en mano y ahora las tenemos al alcance de un clic, pero, ¿qué tan confiables pueden ser? Es aquí donde debe entrar nuestro instinto y saber discernir entre algo que me puede beneficiar y algo que puede comprometer mi salud.

La medicina es una ciencia en evolución constante: cada día salen nuevos estudios, los cuales reafirman el anterior o lo contradicen. Debemos ser cautelosos al intentar implementar una dieta de moda, las cuales llegan a ser virales con la buena experiencia de alguien que con el buen uso de sus redes sociales puede terminar beneficiando a unos cuantos y perjudicando a otros tantos.

Sin agredir a nadie y utilizando la libertad de expresión, es aún más importante que cada uno desde su sitio aprenda a analizar la información con la se que se topa, ya que al interesarnos en un tema nos unimos a grupos, paginas, cursos y todo lugar que nos pueda dar algo de dicho tema, pero entonces volvemos a la misma pregunta: ¿qué tan confiable es dicha información? ¿Realmente la comparte un profesional de la salud? O, ¿solo es alguien que lo escucho por ahí y le hizo bien a su vecina?

Dietitian writing a diet plan, view from above on the table with different healthy products and drawings on the topic of healthy eating

En los últimos años se ha escuchado mucho acerca de la dieta keto, dietas veganas y ayuno intermitente (por solo mencionar algunas). ¿Te ha pasado que intentas todo y no obtienes los resultados que te prometieron? O los obtuviste, pero llegó a ti el famoso rebote. Esto pasa cuando estas dietas se realizan sin asesoría, ya que debes aprender a escuchar tu cuerpo y reconocer si son o no son para ti. Si sólo las hiciste porque encontraste un video donde te decían que al hacerla tendrías un final estilo felices para siempre, temo decirte que tomaste el camino equivocado.

Cada una de estas dietas tienen sus respaldos científicos -que te pueden sonar bastante lógicos- pero, ¿qué hay de ti? ¿Qué es lo que realmente necesita tu cuerpo? Es necesario acudir con un profesional de la salud que pueda guiarte en el camino que deseas seguir, porque antes de hacer una dieta -porque necesitas bajar esos kilitos para un evento o unas vacaciones y lucir todo un cuerpower– se trata de un estilo de vida que deseas adquirir y sólo así dirás adiós al rebote: los males y los daños irreversibles que una mala decisión te puede ocasionar.

Repito: con esto no quiero decir que todas las dietas sean malas, pero nadie quiere vivir a dieta toda su vida. Se trata de cambiar nuestro chip y entonces tener un estilo de vida que te haga sentir bien y vivir mejor.

No toda moda es buena y no toda innovación es para todos. Aprende a discernir la información y siempre acude con un profesional de la salud.

Por: Jimena Tavera Castañeda.